Compartir

Cómo limpiar las botas de montaña

Cómo limpiar las botas de montaña
Imagen: www.2gether.es

Las botas de montaña son uno de los elementos más importantes de los senderistas y de ellas depende que se disfrute de una dura jornada en la montaña. Las botas deben brindar seguridad, resistencia y, por supuesto, comodidad, y es por ello que debes aprender a limpiarlas de la manera correcta. En unComo te mostramos cómo limpiar las botas de montaña para que completes tu itinerario con éxito.

También te puede interesar: Qué botas de montaña comprar
Pasos a seguir:
1

Cuando utilices las botas de montaña, colócalas en un lugar al aire libre, de esta manera se airearán y secarán la humedad y no olvides quitar los cordones y plantillas. No utilices ningún tipo de secado externo (radiadores, chimeneas, etc.), pues esto puede causar que la piel de tus botas se deteriore y agriete.

2

La humedad interior puedes eliminarla rellenando la bota con papel tipo periódico. Y cuando estén totalmente secas, debes cepillarlas para así retirar el barro, la tierra y toda la suciedad que has cogido durante tu caminata por la montaña.

3

Las botas debes limpiarlas con un paño húmedo con agua tibia y gel neutro y dejar que se sequen libremente. No debes meter las botas de montaña en la lavadora. También puedes comprar algún producto especial para limpiar este tipo de calzado. Debes limpiarlas siempre que vayas a la montaña, así no acumularán suciedad.

4

Cuando termines de limpiar las botas, lo mejor es guardarlas en su caja en un lugar seco. Nunca guardes las botas sucias ni mojadas, tampoco el coche es un lugar para hacerlo. Si lo haces, el cuero se puede pudrir y no podrás volver a usarlas.

Si deseas leer más artículos parecidos a Cómo limpiar las botas de montaña, te recomendamos que entres en nuestra categoría de Actividades recreativas.

Escribir comentario sobre Cómo limpiar las botas de montaña

¿Qué te ha parecido el artículo?

Cómo limpiar las botas de montaña
Imagen: www.2gether.es
Cómo limpiar las botas de montaña

Volver arriba